Caracas, 22 dic (EFE).- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, cree que la doctrina de seguridad de su homólogo de Argentina, Javier Milei, tiene como objetivo «someter al pueblo a paquetes neoliberales», en alusión al protocolo de orden público implementado en la nación austral que prohíbe los cortes de vías en las manifestaciones.
«En la Argentina de Javier Milei (…) la doctrina de seguridad es una doctrina traída de los manuales represivos de Israel, de Estados Unidos, para reprimir y acabar al pueblo, para someter al pueblo a los paquetes neoliberales, para entregar la soberanía de los países y acallar la voz de los pueblos», dijo el mandatario, en declaraciones que fueron retransmitidas este viernes por medios oficialistas.
El líder chavista comparó el modelo de seguridad de su país, «hecho por venezolanos», con el de Argentina, donde, dijo, «le dictan desde Washington en inglés» la forma de gestionar estos asuntos.
Maduro hizo este comentario luego de la primera manifestación en Buenos Aires en contra de las políticas del ultraderechista Milei, quien asumió el poder el pasado 10 de diciembre, en la que participaron unas 3.000 personas, según las autoridades.
El Gobierno argentino minimizó el impacto de esta primera protesta callejera contra el plan de ajuste económico y consideró exitosa la aplicación del nuevo protocolo de seguridad para evitar el colapso de las calles y carreteras por la acción de los piquetes.
Según la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, solo hubo «incidentes mínimos», entre ellos dos manifestantes detenidos y un agente de la Policía herido en el transcurso de las protestas en la capital.
El ascenso del ultraderechista al poder significó una fractura ideológica en las relaciones entre Caracas y Buenos Aires, que vivieron tensiones durante la Presidencia de Macri, las cuales volvieron a normalizarse durante el actual mandato de Alberto Fernández.
Maduro ve a Milei como un representante de «la derecha neonazi» y ha alertado de una «tremenda amenaza» para la región, puesto que -según el líder chavista- el argentino pretende impulsar «un proyecto colonial en toda América Latina y el Caribe» que incluye la instauración de un «Estado represivo, paramilitar y parapolicial». EFE