Sídney (Australia), 1 ene (EFE).- Varios estamentos del deporte australiano expresaron este lunes su consternación por la muerte de la exciclista olímpica Melissa Hoskins en un atropello mortal por el que fue detenido su marido, el también ciclista Rohan Dennis.
El Comité Olímpico de Australia manifestó su «máxima tristeza» por el fallecimiento de la deportista, que formó parte del equipo australiano de ciclismo en pista en los Juegos Olímpicos de Londres 2012 y Río de Janeiro 2016.
«Nuestro más sentido pésame para la familia, los amigos y la comunidad ciclista de Melissa en este momento extremadamente difícil», indicó el organismo en X (antes Twitter) junto a una foto de la ciclista australiana durante la cita olímpica de 2012.
La australiana, de 32 años, falleció en un hospital de la sureña ciudad de Adelaida tras sufrir el sábado un atropello cerca de su hogar, según indicó en un comunicado la Policía del estado de Australia del Sur.
Tras la investigación del incidente, la Policía procedió a presentar cargos contra un varón, de 33 años, por «conducción peligrosa con resultado mortal, conducir sin el debido cuidado y poner en peligro la vida».
«El conductor conocía a la mujer», señala el comunicado oficial que evita identificar a los involucrados y no precisa las circunstancias.
El acusado, identificado por los medios australianos como el ciclista Rohan Dennis, marido de Hoskins, fue puesto en libertad provisional y tendrá que acudir a una vista judicial el próximo 13 de marzo, precisó la Policía.
Hoskins y Dennis, campeón del mundo de contrarreloj en 2018 y 2019 y que participó en grandes citas ciclistas como el Tour de Francia o la Vuelta a España, contrajeron matrimonio en 2018 y tenía dos hijos.
Días antes del accidente, Dennis felicitó las navidades con una foto en su perfil de la red social Instagram, que ya ha sido cerrado, en la que posa junto a Hoskins y sus dos hijos.
Por su parte, la federación australiana de ciclismo AusCycling describió la muerte de Hoskins como un «incidente trágico», y su directora ejecutiva, Marne Fechner, elogió a la fallecida deportista por su «resistencia de élite en la pista» y «podios tanto en eventos individuales como por equipos a nivel nacional e internacional».
«Melissa, madre, hija y esposa, también fue una ciclista campeona que nos emocionó e inspiró con sus exquisitas habilidades en la pista y la carretera», dijo Fechner en un comunicado, recoge el canal público ABC, al sentenciar que «lo más destacado (durante su carrera) fue simplemente tenerla cerca».
Entre las compañeras sobre la bicicleta, la australiana Anna Meares, con quien coincidió en las olimpiadas, dijo en Instagram tener el «corazón muy apesadumbrado» por la muerte de la ciclista, mientras la exatleta olímpica Leisel Jones respondió a la publicación «pensando en ti durante este momento de duelo».
Su antiguo equipo, GreenEDGE (ahora conocido como Equipo Jayco-AlUla), también expresó su tristeza.
«Nunca serás olvidada. Descansa en paz Mel», apunta la formación australiana. EFE