barsa nazi

Barcelona, 26 abr (EFE).- La comisión de disciplina del FC Barcelona ha decidido suspender cautelarmente la condición de socios del club a los dos aficionados que fueron detenidos por la policía francesa acusados de realizar el saludo nazi y proferir insultos racistas en la ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones contra el París Saint-Germain.
Así lo confirmó el club azulgrana en un comunicado, en el que informó de que el tercer detenido por los mismos hechos, un peñista de la entidad, tendrá prohibido el acceso a entradas provenientes del Barça.
Los tres aficionados fueron detenidos el pasado 10 de abril por la gendarmería francesa al finalizar el encuentro disputado en el Parque de los Príncipes.
La comisión de disciplina de la entidad considera como «muy graves» los hechos denunciados y, por ello, la suspensión «tendrá carácter inmediato y durará hasta que finalice la investigación interna», que se puede alargar tres meses desde la apertura del expediente.
El Barcelona recuerda en su comunicado que la entidad se enfrenta a una sanción por parte de UEFA de hasta 25.000 euros y la prohibición de desplazamiento de la afición azulgrana como visitante en un partido de la máxima competición europea, una sanción que ha quedado suspendida por un año. EFE